Indonesia construirá una nueva capital por el hundimiento de Yakarta

Indonesia es el país que más está notando los devastadores efectos del cambio climático. Su capital Yakarta cada año queda más hundida debido al aumento del nivel del mar, producido por el deshielo de los polos.


El calentamiento global, el derretimiento de grandes masas de hielo y el posterior aumento del nivel de las aguas que conforman los océanos pone en serio riesgo no sólo algunos pequeños países del Pacífico insular, sino también grandes urbes, que podrían quedar inundadas por completo mucho antes de lo esperado según diversos simuladores.

Esto es un poco lo que ocurre con Yakarta, la metrópoli principal de Indonesia, que todos los años queda 10 pulgadas más debajo del agua que la rodea, al punto de que el gobierno local ya está pensando en trasladar la capital hacia otra parte de su territorio.

Los últimos rumores al respecto indican que el presidente indonesio, Joko Widodo, ha pedido a algunos de sus funcionarios de confianza que escojan un área en la provincia de Kalimantan Oriental, en la isla de Borneo, para la nueva capital.

Como consecuencia del aumento en los niveles del mar, la solución más efectiva a largo plazo que se ha considerado es la de directamente mudar la capital junto con todos sus habitantes de aquí a un par de décadas, antes de que sea demasiado tarde.

El espacio aparentemente elegido cuenta con una superficie de 450.000 acres, mientras que las tareas de construcción podrían comenzar durante el próximo año, trasladando a los primeros ciudadanos, los que más riesgo corran, desde el 2024.

Yakarta casi desaparecerá para 2050

El hundimiento acelerado de su capital es ya toda una tragedia para Indonesia, que ve como Yakarta queda cada año 25 centímetros más abajo respecto de la masa de agua que la circunda, siendo una de las localidades que más rápidamente sufre el cambio climático en todo el planeta.

Yakarta sufre numerosas inundaciones todos los años

Y es que, aunque el incremento en los niveles del mar provocado por el calentamiento global es una preocupación para gobiernos del mundo entero, la actual capital indonesia registra el mencionado hundimiento de 10 pulgadas por cada año que pasa.

Los expertos ya han alertado que, para el año 2050, un tercio de la urbe podría estar completamente cubierta por agua, lo que significa que hay que comenzar a buscar soluciones que tienen más que ver con una mudanza que con intentar detener el avance del agua.

La nueva capital, con ubicación privilegiada

En cuanto a la nueva capital, por el momento Indonesia no le ha asignado un nombre, pero sí se especula con que hará referencia a la, en algún momento, desaparecida Yakarta, mientras que se ubicará en esta región en el este de Borneo, a cientos de millas al noreste de la actual.

30 millones de habitantes se trasladarán a una nueva capital

No es casual la elección de este sitio al otro lado del Mar de Java, cerca de las ciudades de Balikpapan y Samarinda; dado que se trata de una de las regiones más bellas del país, donde no sólo hay hermosas playas sino también selvas tropicales y parques nacionales en los alrededores.

Eso permitirá que, una vez que la nueva capital esté en funcionamiento, se transforme rápidamente en un polo turístico que comience a recuperar parte de la inversión que será necesaria para poder realizar una mudanza de estas características.

Polémica por la mudanza

Claro que un movimiento de este tipo, pensando en lo medioambiental pero también con todo tipo de discrepancias políticas, ha provocado cruces entre el gobierno de Indonesia y algunos de sus opositores, que en principio pretenden discutir en detalle el coste de esta operación.

Por lo que se ha estimado, mover Yakarta requerirá de un desembolso de aproximadamente 34.000 millones de dólares, mientras que la reubicación total de cada uno de los edificios y viviendas no llevaría, en ningún caso, menos de una década.

Asimismo, muchos ambientalistas y organizaciones que intentan preservar la flora y fauna local quieren conocer cuál será la ubicación exacta de la nueva urbe, como así también por dónde pasarán las carreteras que le unan con las demás ciudades del país.

Esto, a fin de conservar en perfecto estado no sólo las playas, selvas y parques nacionales sino también los hábitats que permiten la supervivencia de los orangutanes, una de las principales especies endémicas de animales de gran porte.

Ahora mismo, se calcula que Yakarta es el hogar de, al menos, 10 millones de personas, cifra que se eleva a los 30 millones de habitantes si consideramos toda el área metropolitana, en su mayor parte ubicada en terrenos pantanosos cerca del mar.

Para sus habitantes, la posibilidad de una mudanza significaría el acceder a mucho mejores condiciones de vida, ya no sólo respecto de evitar las inundaciones, sino también de dejar atrás los altos niveles de contaminación y sus colapsadas carreteras.


¿TE GUSTA? ¡COMPARTELO CON TUS AMIGOS!